La mirada extraña
Felicidad Martínez

El muerto estaba de paso
Rodolfo Martínez


Antes de Akasa-Puspa
Edición de Juan Miguel Aguilera
Juan Miguel Aguilera y otros

Los Irregulares de Baker Street
Edición y selección de Carmen Moreno
Elia Barceló y otros


La mirada extraña
Felicidad Martínez


A la deriva en el mar de las Lluvias y otros relatos
Edición de Mariano Villarreal
Mary Robinette Kowal y otros

Horizonte lunar
Felicidad Martínez

LOS MÁS POPULARES



Garaje 451
Manuel Miyares

Embrión
Rodolfo Martínez

El adepto de la Reina
Rodolfo Martínez

Peta Z
Coordinado por Víctor Blázquez
Víctor Blázquez y otros


Castillos en el aire
Edición de Mariano Villarreal
Elia Barceló y otros

Leyendas del Metaverso
Edición y selección de Víctor Conde
Felicidad Martínez y otros

Premio Avalón de relato fantástico
Edición de Rodolfo Martínez
José María de Toca Catalá y otros

Mundos y Demonios
Juan Miguel Aguilera

Todo arde
Raúl Silvestre

 

Los archivos perdidos de Sherlock Holmes. Edición Omnibus


Viernes, 8 de enero de 2016

Pocos han sabido acercarse a la figura del detective de Baker Street como lo hizo Rodolfo Martínez en sus cuatro novelas holmesianas: La sabiduría de los muertos, Las huellas del poeta, La Boca del Infierno y El heredero de Nadie. En ellas, el autor asturiano no solo se atrevió a reconstruir de manea magistral la […]

[Seguir leyendo]
 

 
 
Horizonte lunar
Felicidad Martínez

"Horizonte Lunar" me ha gustado tanto como esperaba antes de ponerme con ella. No es necesario conocer nada previo para entender la novela, pero lo cierto es que si con el tiempo Felicidad (y Sportula) se animan a continuar la publicación de historias que enriquezcan este universo, no será nada ante lo que negarse. Felicidad Martínez exige en esta historia que el lector ponga un poco de su parte para aceptar ciertas tramas y problemas antiguos, pero a cambio éste será recompensado con un space opera entretenido y agradecido.

Borja Bilbao en Calles de tinta

   
 


 
 
Manuel Miyares
 
Técnico superior en ASC, ha colaborado con sus poemas en la revista Absenta poetas así como también publicado en las antologías poéticas Verano encantado, Atardecer sereno, Noche otoñal y Un paseo entre versos.
 
 

 
Visit Us On TwitterVisit Us On Facebook

Te recomendamos


Los rostros del pasado
Rodolfo Martínez, Felicidad Martínez

Como de costumbre, Yáxtor Brandan ha salido vivo y triunfante de su última misión… aunque en esta ocasión ha sido por los pelos. De hecho, la recuperación del joven y mortífero Adepto Empírico será larga, lenta y dolorosa; con buena parte de sus órganos internos al borde del colapso y todo su cuerpo convertido en una inmensa cicatriz, poco podrá hacer Yáxtor por sí mismo durante los meses de convalecencia que tiene por delante.

Entretanto, la Reina de Alboné se ha casado con el Emperador de Honoi y el mundo entero parece en paz, tranquilo y a salvo. Una tranquilidad que no es más que apariencia, mientras, desde las sombras, distintos elementos van buscando su lugar en el tablero y preparándose para la batalla que se avecina. Un lugar y una batalla que, posiblemente, tengan mucho que ver con el convaleciente adepto.

¿Por qué un misterioso individuo al servicio de la Reina conoce tanto del pasado de Yáxtor? ¿Qué es lo que lleva a Shércroft, Jefe de Archivos de los Adeptos Empíricos, a interesarse por lo que le sucedió al joven hace siete años? ¿Cuál es el interés de Asima, Adepta Suprema de la Curación, en que lo ocurrido salga a la luz?

Poco a poco, distintos personajes exploran el pasado de Yáxtor Brandan y van sacando a la luz los rostros sepultados en él, mientras el futuro va tomando forma y revelando nuevas amenazas.

Usando como base los relatos cortos ya existentes sobre el adepto empírico, Rodolfo Martínez y Felicidad Martínez nos ofrecen la nueva entrega de la saga iniciada en El adepto de la Reina y se asoman a la memoria de Yáxtor Brandan a la vez que anticipan su futuro.

 


La piedad del Primero
Pablo Bueno

Eran niños. Los arrancaron de los brazos de sus padres cuando tenían cuatro años. Los arrojaron al Monasterio. Los adiestraron en el uso de la espada y otras artes más sutiles pero igualmente letales. Lo hicieron de un modo tan salvaje que la mayoría pereció-

Solo quince sobrevivieron. Quince jóvenes que recibieron más dolor, más heridas, más brutalidad. Quince jóvenes que ignoraban el propósito de su sufrimiento. Quince jóvenes que no sabían que había uno distinto entre ellos.

Cuando los dejaron salir habían cambiado. Habían olvidado su pasado y el amor de sus padres. Habían perdido las dudas y el miedo. Estaban preparados para enfrentarse a todo.

Excepto a la verdad.

 


El Jardín de la Memoria
Rodolfo Martínez

La Reina de Alboné acude a Honoi, para asistir a la coronación del nuevo Emperador de las islas. Entre el séquito que la acompaña se encuentra Yáxtor Brandan, adepto empírico a su servicio, su más leal (y letal) súbdito.

Yáxtor llegará a tiempo para desenmascarar una conjura que podría haber acabado con la vida del Emperador de Honoi. Mientras acompaña al Cortejo de la Memoria intentará dar con las raíces del peligro, siempre con su misterioso pasado llamando a las puertas de su mente. Entretanto, un futuro que no puede prever irá desplegándose ante sus ojos.

El jardín de la memoria es la continuación de El adepto de la Reina, la novela donde por primera vez Yáxtor Brandan se presentó al público. Como la anterior, se trata de una historia trepidante, llena de peligros y amenazas, donde personajes que no son lo que parecen (y que se deslizan a menudo por una peligrosa cuerda floja moral) luchan por mantener el mundo tal como lo conocen mientras éste se empeña en cambiar.